Yucatán es una muestra de que la crisis en México tiene un efecto muy importante, porque los hoteleros están muy preocupados acerca de la ocupación de sus hoteles para finales de año, porque los datos apuntan que los hoteles tendrán una ocupación media del 65% para estar en México a finales de año, siendo una cifra muy diferente a la del año pasado, por lo que Yucatán y sus hoteleros están pasando por un mal momento en cuanto al turismo se refiere y estas navidades serán mucho peores que las anteriores.

yucatan.jpg

Recordemos que la ocupación en años anteriores siempre ha rozado el 90%, que es una ocupación muy normal y además es bastante alta, pero lo cierto es que este año apenas rozará el 65%, que es bastante baja y que desde luego es una ocupación que dejará a muchos hoteles con pérdidas, porque siempre se espera que a finales de año la ocupación sea muy alta y que los turistas disfruten en Yucatán de un lugar tan atractivo y que merece la pena hacerlo, pero este año la economía no lo permite.


La realidad es muy diferente a lo atractivo del lugar, porque los turistas que anteriormente se podían permitir pasar el fin de año en Yucatán, ahora no pueden. No creo que a nadie le importe pasar un fin de año en Yucatán, pero el problema es siempre el dinero, porque es uno de los grandes problemas a los que se enfrentan los hoteleros, porque los turistas no tienen dinero para disfrutar en Yucatán de las navidades y de sus excelentes hoteles de la zona, que son muy buenos.

Foto|Vistingmexico